viernes, 20 de octubre de 2017

Elecnor: técnicos subcontratados de Telefónica Movistar piden que sus despidos sean declarados nulos

En octubre de 2016, Elecnor, contrata de Telefónica Movistar, despidió a cuatro trabajadores en Barcelona acusándolos falsamente de ser poco productivos. Tres de ellos denunciaron a la empresa y en noviembre se celebrarán dos de los juicios.

Uno de esos trabajadores se ha puesto en contacto con nosotros para contarnos cuál es la situación actual y cómo el despido por "baja producción" ha tenido un grave impacto negativo en su vida laboral y en su salud.

¿Antigüedad? Cinco años en Elecnor, pero 17 en Telefónica Movistar


Al comenzar a hablar nos encontramos con algo que es muy habitual. Le preguntamos cuánto tiempo llevaba trabajando para la empresa y nos dice que 5 años. Pero como ya sabemos lo que hay, le preguntamos que cuánto tiempo lleva trabajando para Telefónica, y nos dice entonces que unos 17 años, 13 años con tarjeta y unos 4 años en negro, como falso autónomo para otro autónomo.


Ahí ya tenemos una injusticia fundamental, pase lo que pase en el juicio, le pagarán por años trabajado en Elecnor, cuando en realidad, a la práctica ha sido siempre un trabajador de Telefónica, y su antigüedad real es de 17 años. Pase lo que pase, Telefónica Movistar le está dejando de pagar mucho dinero, se ha ahorrado el salario que le habría pagado si lo hubiese contratado directamente y se ha ahorrado la indemnización por despido.

Los despidos por baja producción


J. es uno de los muchos trabajadores que las contratas de Telefónica Movistar han echado a la calle con un despido por baja productividad. De repente y sin justificación alguna, la delegada de Elecnor empezó a llamarle a su despacho para entregarle cartas por baja producción.

Cartas amenazantes e injustificadas ya que J. explica que hacía unas 10h de trabajo diarias y que además lo tenían como un trabajador de confianza: "he llegado a trabajar hasta 12, 13 y 14 horas cuando había eventos en el Fórum, para instalar líneas circunstanciales. Me daban una palmadita en la espalda y me decían, como tenemos confianza queremos que vayas al FÒRUM. Muchas veces salías a las 22h y tengo las pruebas en el teléfono, porque me pedían que llamara a la empresa para certificar que la línea estaba instalada, así que tengo muchos WhatsApp que certifican los horarios". WhatsApp que lamentablemente el juez no admitirá como prueba.

El trabajador nos expresa su frustración: "me han echado sin un duro y con una carta que dice que soy un improductivo. Todo este año he estado tomando antidepresivos. Me han llamado de muchas empresas pero cuando hablan con ELECNOR, me niegan el trabajo porque no les dan buenas referencias. Me han cerrado las puertas en cinco empresas."

Este despido ha hecho que el trabajador comprenda lo equivocado que estaba al confiar en que si trabajaba muchas horas y hacía todo lo que le pedía la empresa, su puesto de trabajo estaba asegurado. Nunca salía a su hora y eso enfadaba mucho a sus compañeros con más antigüedad que él, que ya sabían lo que había. Explica que una vez incluso le dijeron “por qué trabajas tantas horas extras si cobramos lo mismo”. Él dice que lo hacía sobre todo para no perder el trabajo. También con mucha sinceridad nos cuenta que no hizo la huelga indefinida de 2015. "Ahora me arrepiento, me dejé influenciar y di la espalda a mis compañeros. Me equivoqué".

Si tenemos que recurrir a la justicia, ya es demasiado tarde


La empresa no quiere ir a juicio y les ofrece reconocer el despido improcedente pero los trabajadores no lo aceptan, quieren ir a juicio y ganar el nulo porque si ganan, afirma el trabajador, "Elecnor dejará de despedir a gente por baja productividad".

Los juicios se celebrarán el 22 y 23 de noviembre, estaremos muy atentos a las sentencias, pero lo que se desprende de todos estos casos es que no podemos dejar nuestro destino laboral en manos de la justicia. Si llegamos a eso, ya es demasiado tarde, ya nadie nos quita de encima la dificultad de encontrar trabajo, la angustia y la depresión. Debemos defendernos en el puesto de trabajo, antes de perderlo y debemos hacerlo juntos y organizados.








Noticia relacionada:



http://teleafonica.blogspot.com.es/2016/10/elecnor-barcelona-despide-4-companeros.html

miércoles, 18 de octubre de 2017

COBRA Ciudad Real va a la huelga

Los técnicos de Ciudad Rea de la contrata de Telefónica Movistar iniciaron ayer un calendario de movilizaciones contra una nueva agresión de la empresa. COBRA, tras imponer modificaciones sustanciales de las condiciones laborales mediante el artículo 41 en agosto, ahora se niega a pagar a los trabajadores el plus de incentivos y los atrasos de convenio.

Las movilizaciones consistirán en paros de dos horas todos los martes durante 16 semanas y culminarán en una huelga de jornada completa el 31 de enero, fecha en la que se celebrará el juicio de la demanda colectiva que los trabajadores han presentado contra la aplicación del artículo 41. Además de la demanda colectiva, 14 de los 20 trabajadores han presentado demandas individuales.

Los trabajadores de COBRA Ciudad Real están manteniendo un un duro pulso con la empresa, a la que fueron subrogados en noviembre de 2015,  cuando COBRA sustituyó a TELECO. COBRA se comprometió a mantener las condiciones laborales hasta abril de 2018 pero empezó pronto con las agresiones para conseguir deshacerse de trabajadores con antigüedad. A cuatro de los técnicos de planta externa les aplicaron traslados forzosos a otras provincias, que no aceptaron, y se tuvieron que ir a la calle con 20 días por año trabajado. Solo queda un técnico de planta externa, todo el trabajo lo tienen subcontratado. En I+M varios técnicos han dejado la empresa tras la imposición del art. 41 y así la empresa está sustituyendo a personal con quince años de antigüedad por nuevos trabajadores que entran ya con condiciones más precarias. 
Saludamos y celebramos la iniciativa del comité de COBRA Ciudad Real, compuesto por delegados de CCOO y UGT, de iniciar movilizaciones para intentar frenar los abusos de la empresa. Es inadmisible que COBRA haya conseguido imponer condiciones que incumplen lo firmado en el acuerdo de desconvocatoria de huelga y es inadmisible que no tenga bastante con ello y pretenda quitar todavía más a los trabajadores, negándoles el plus de incentivos que siempre habían cobrado y los atrasos del convenio.


Es responsabilidad del resto de comités de todas las contratas apoyar sus movilizaciones y también hacer todo lo posible para que COBRA cumpla con los acuerdos de desconvocatoria. Lo que ocurra en COBRA acabará pasando en todo el sector. Si los trabajadores consiguen frenar las agresiones, las demás contratas se lo pensarán antes de iniciarlas. Si no nos defendemos juntos, y COBRA se sale con la suya, las demás contratas del sector verá oportunidades para apretarnos más las tuercas.

Pero el apoyo a la lucha de la plantilla de COBRA Ciudad Real no tiene que venir solo de los y las trabajadoras y de los comités. En la mesa paritaria tiene que defenderse con contundencia esta lucha y sus miembros, casi en su totalidad de CCOO y UGT, deben convocar acciones de apoyo a esta huelga y actuar para revertir la aplicación del artículo 41 por parte de COBRA. Recordemos que en julio, se emplazó a la patronal en la mesa paritaria desbloquear la imposición del artículo 41 en Cobra Ciudad Real y ésta se negó.

Ánimo con la lucha, compañeros de COBRA Ciudad Real. Desde aquí haremos todo lo posible para apoyar y difundir vuestra movilización y emplazamos a todos los comités y a la paritaria a que se realicen acciones de apoyo. Si ganáis vosotros, ganamos todos.



________________________________________________________________________

Aquí podéis consultar el histórico de artículos que hemos publicados sobre el conflicto de COBRA:

COBRA impone medidas regresivas ante la pasividad de quienes firmaron el pacto de desconvocatoria de huelga (01/08/2017)

PARARLE LOS PIES A COBRA, TAREA DE TODO EL SECTOR (27/07/2017)

COMUNICADO DE MOVILIZACION DE LOS RLT DE LA EMPRESA COBRA (30/09/2017)

ESTADO DE LA NEGOCIACIÓN EN COBRA BARCELONA (16/09/2016)

 

Comunicado CCOO-UGT Ciudad Real

 

 

viernes, 13 de octubre de 2017

La plantilla de SISTEM, contrata principal de Telefónica Móviles en Sevilla, en lucha contra los despidos y la destrucción de sus condiciones laborales


Nos denuncian desde Sevilla la situación en la empresa SISTEM, nombre comercial de Sistemas Industriales SA del grupo CPS, contrata principal de Telefónica Móviles para mantenimiento y creación de red en la zona 9 de Telefónica, correspondiente a las provincias de Sevilla, Huelva, Cádiz, Ceuta y Bádajoz y Cáceres. Nos volvemos a encontrar aquí con lo de siempre, trabajadores que llevan toda su vida laboral trabajando para Telefónica, de contrata en contrata.

También la hiperexplotación y la represión que viven los trabajadores nos sonará a todos porque es a lo que nos han acostumbrado las empresas del sector. La empresa entró a trabajar en el sector hace tres años y medio ofreciendo unas condiciones laborales que los trabajadores consideraban mínimamente aceptables, pero ha ido rebajando esas condiciones paulatinamente hasta límites intolerables. Hace un año y medio decidió unilateralmente, por ejemplo, dejar de pagar horas extras. Solo de pagarlas, porque los trabajadores tienen que seguir haciéndolas. Para compensar, la empresa introdujo el sistema de puntos, que ya sabemos todos lo que comporta, el destajo. Los trabajadores de SISTEM denuncian que este aumento de la explotación va acompañado de la vulneración sistemática de los derechos en materia de seguridad y salud, un tema que no cesan de reclamar.

La empresa se sirve de la represión para avanzar en la destrucción de derechos. Nos dicen los trabajadores que el primero que protestó fue fulminantemente despedido. El delegado se jactaba que era un despido ejemplar, aunque el discurso oficial era que “sobraba un trabajador”.

El año pasado, para intentar mantener a la plantilla amedrentada, la empresa despidió a 11 trabajadores, 7 de los cuales denunciaron y uno de ellos ya está reincorporado, ya que la sentencia fue despido nulo - estaremos pendientes del resto de juicios, que se resolverán en los siguientes meses.

Durante algún tiempo los despidos tuvieron el efecto buscado en la plantilla, quienes pasaron algún tiempo sin levantar la voz. Sin embargo, la empresa aprovechó para seguir apretando más las tuercas, así que los trabajadores decidieron organizarse para resistir las agresiones. Cuarenta y cuatro trabajadores decidieron afiliarse a la CGT y constituir sección sindical.

La contestación represiva de SISTEM fue inmediata. Ejecutó tres despidos y dos sanciones graves con acusaciones falsas. Uno de los despedidos precisamente había testificado a favor de varios de sus compañeros anteriormente despedidos. Pero los trabajadores también contestaron inmediatamente y con contundencia. Anunciaron dos convocatorias de huelga para el 2 y 9 de octubre, que ahora mismo están aplazadas porque se ha constituido una mesa de negociación mediante la mediación del SERCLA (Servicio Extrajudicial de Resolución de Conflictos Laborales).

En la mesa se están tratando temas de PRL, nocturnidades, conversión de contratos temporales a indefinidos, horas extras, etc. Las negociaciones avanzan en temas fundamentales, pero las readmisiones están siempre encima de la mesa y los trabajadores aseguran que si no hay readmisión, no habrá acuerdo e irán a la huelga.

Mientras tanto la empresa ha impugnado las elecciones. Tienen la desfachatez de argumentar que no hay ningún centro de trabajo en Sevilla, cuando en Sevilla hay almacén, oficinas, estructura completa independiente y de ella cuelgan más de cincuenta trabajadores.

Un juez ya ha reconocido a Sevilla como centro de trabajo y ya se ha constituido la mesa electoral.

La experiencia en SISTEM muestra que no sirve de nada agachar la cabeza, que eso solo sirve para que nos quiten cada vez más derechos, nos exploten más y nos hagan trabajar poniendo en peligro nuestras vidas.

Estaremos muy pendientes de lo que pase en la empresa, de los resultados de la mesa de negociación, de los juicios por los despidos, de las elecciones sindicales.

Desde aquí, nuestra solidaridad con la plantilla en lucha de SISTEM. ¡Hagamos que la lucha se extienda!

miércoles, 11 de octubre de 2017

Inspección de trabajo prescribe el uso de cestas frente al de escaleras para garantizar la seguridad

El 19 de septiembre Inspección de Trabajo de Catalunya levantó un acta de infracción contra Cotronic a causa de un accidente en escalera. Dicha acta de infracción es de suma importancia para nuestra seguridad en el trabajo y tendría que leérsela todo el mundo, ya que establece claramente que las escaleras siempre conllevan un riesgo y que se deberían utilizar sólo cuando no sean apropiados otros equipos más seguros, como las cestas. 

Cada vez que subimos a una escalera estamos en peligro de tener un accidente de mayor o menor gravedad. Pero es que, además, ese riesgo se incrementa porque como ya sabemos para acceder a las cajas terminal de Telefónica que están en fachada no hay ningún punto donde anclarse. 


La ley de PRL dice que a más de dos metros del suelo hasta los pies, o lo que es lo mismo de 3,5 metros desde el suelo hasta el punto de operación, necesitas estar atado a un punto de anclaje fijo y estable. ¿Qué se supone que tenemos que hacer para cumplir la ley y minimizar los riesgos si no hay donde anclarse?

La ley lo deja claro, nos tienen que facilitar cestas o en su defecto, por lo menos, que minimicen el riesgo proporcionándonos escaleras bípodes de fibra, con patas extensibles, estabilizadores, línea de vida, rail-block. Lo que está en juego es nuestra salud, nuestra capacidad para seguir trabajando y nuestras vidas. Las empresas no pueden ahorrar en ese tema y nosotros no podemos permitir que lo hagan.

Hemos seleccionado estos párrafos imprescindibles del acta, pero os recomendamos que la leáis entera y también que se la paséis a todos los compañeros y compañeras.










miércoles, 27 de septiembre de 2017

ACCIDENTE LABORAL GRAVE DE UN TRABAJADOR DE TELEFÓNICA SUBCONTRATADO POR COBRA BARCELONA


El viernes 22/09 accidente en Barcelona en Cobra, contrata de Telefónica Movistar. Trabajador de una subcontrata, en la zona de Lliçà de Munt, se ha caído de la escalera,tiene fractura en la mano...
El compañero ha apoyado la escalera en un medio tramo,al empezar a subir se ha roto una acometida que hacia tensión del lado opuesto al que estaba apoyado la escalera;la escalera a cedido,se ha ido hacia un lado y el compañero ha caído de aproximadamente 1,5 metros....en Cobra esta prohibido realizar trabajos en medios tramos, en estos casos hay que pedir grúa con cesta...

Este es el somero resumen del accidente recibido por nuestro contacto. Con las posteriores averiguaciones realizadas, vemos que el compañero lleva poco tiempo trabajando en esa subcontrata, pero que anteriormente ha estado en alguna otra donde las cosas eran igual de informales. Que no ha recibido ninguna formación al respecto, sólo le hacen firmar papeles para cumplir el expediente. Que afirma que en todas las otras subcontratas nunca nadie le había dicho que apoyar la escalera ahí estaba prohibido. En definitiva, nos encontramos de nuevo ante un caso de dejadez empresarial en la escala de subcontratación en materia de prevención de riesgos laborales. Segundo en una semana,  que conozcamos. Vamos para Bingo en Movistar, Línea para Cobra.

Queremos aprovechar también la ocasión para recordar a todo el personal que trabaja en este Sector que tiene el derecho y también la obligación de reclamar una auténtica formación en materia de Seguridad y que debe notificarlo a los delegados sindicales del Sector si esto no obtiene respuesta satisfactoria.

Empezando por las empresas, pero contando también con nuestra vigilancia por la cuenta que nos trae, debemos velar para que no se trabaje de forma insegura en ningún sitio. Somos conscientes además de que los destajos y los bajos salarios influyen de forma decisiva en la inobservancia de estas normas, así que una cosa va con la otra, organicémonos para reclamar mejoras y también para evitar los mal llamados accidentes de trabajo.



martes, 26 de septiembre de 2017

OTRO ACCIDENTE LABORAL EN BIZKAIA

El lunes 25 de septiembre, coincidiendo con un aumento importante en la carga de trabajo en las contratas, debido a una oferta de Movistar a sus clientes, ha sucedido lo que nunca deseamos: un compañero de una subcontrata de Elecnor Bizkaia se ha caído de una escalera y ha sufrido importantes lesiones.

Una vez más, queremos denunciar que las presiones a las que somete Movistar y sus contratas a los trabajadores nos llevan a estos desagradables incidentes.

Nos parece vergonzoso que por un lado se diga públicamente que se exige el cumplimiento de las medidas de seguridad, llegando incluso a sancionar a trabajadores por este tema, cuando por el otro lo que realmente se está exigiendo a los trabajadores son unas producciones que son totalmente incompatibles con la ley de prevención de riesgos laborales.

No nos cansaremos de decir y denunciar que el destajo es incompatible con la salud laboral. Las prisas y el miedo a perder el trabajo hacen que ocurran accidentes.



HASTA CUANDO MOVISTAR?????

miércoles, 23 de agosto de 2017

No al descuelgue del convenio en las subcontratas de Sevilla

Hace unas semanas denunciábamos que TRIDATEL (Sevilla) estaba aplicando despidos disciplinarios a trabajadores con una amplia experiencia en el sector y de profesionalidad contrastada. Pues bien, nos informan de que el grupo de empresas está buscando apoyo entre los trabajadores para descolgarse del convenio del metal. Ahora entendemos esos despidos como parte de una estrategia para crear el clima de miedo necesario para conseguir esos “apoyos”.

Los trabajadores afectados son las aproximadamente 80 personas de cinco subcontratas de Sevilla de un mismo administrador único que trabajan para Telefónica, vía Liteyca, Cotronic y Abentel. No vamos a entrar en profundidad en esto ahora, pero hay que insistir en que esos 80 trabajadores, aunque estén contratados directamente por cinco empresas distintas de un mismo empresario, que han contratado otras tres empresas (Liteyca, Cotronic, Abentel), en la práctica trabajan para una sola empresa (Telefónica-Movistar) - un galimatías empresarial ideado para poder pagarnos cada vez menos por nuestro trabajo y dificultar que nos organicemos.

Además de generar un clima de miedo con los despidos, al parecer se está vendiendo la idea de que con el dinero de los seguros, podrían darles más dinero (300 euros) o vehículo a los trabajadores. O sea, la estrategia de la zanahoria y el palo. Por un lado amenazas de despido y por otro se promete una “gratificación”. Puede parecer suculento tener un poco más de dinero pero el intercambio tiene consecuencias nefastas. El trabajador renuncia a los (pocos) derechos que le garantiza la legalidad del convenio, y ese salario “extra” depende solo de la libre voluntad del empresario y se expone al futuro chantaje empresarial para poder seguir obteniéndolo.

La excusa que aduce la parte empresarial es que hay otra empresa que lleva cerca de un año en Sevilla, Angal, que ya está descolgada del convenio y con la que no puede competir en esas condiciones. Angal ya está denunciada en inspección y, además, en los acuerdos de desconvocatoria de huelga, Telefónica se comprometió a no contratar a ninguna empresa que no cumpliera el convenio. 

No podemos permitir el descuelgue el convenio. La solución no puede pasar porque nosotros trabajemos más y más barato. Cuando las empresas compiten para ofrecer precios más bajos, lo hacen a costa de los costes salariales. Por eso mismo estalló la huelga en 2015, porque Telefónica iba a imponer una bajada de precios que las empresas repercutirían en los salarios. 

Así que nuestra mejor opción es no dejar que se descuelguen del convenio, ni esta empresa ni ninguna. Y conseguir que en todas las empresas haya suficiente movilización como para que todas cumplan como mínimo el convenio del metal. No es una tarea fácil, pero es una tarea que da resultados. En las empresas del grupo de TRIDATEL, gracias al trabajo sindical se ha conseguido algo tan básico como que se paguen las vacaciones.
Nuestra presión en las empresas tiene que ser para defender lo que hemos conseguido hasta ahora y para mejorar, nunca para perder derechos.