viernes, 11 de agosto de 2017

CAMPEONATO DE VERANO DE EXPLOTACIÓN. ELECNOR SE PONE A LA CABEZA

Llega el verano, y como todos los años se celebran las principales pruebas deportivas: Tour de Francia, Vuelta ciclista a España, Campeonato del mundo de fútbol, Supercopas... pues bien, paralelamente se está celebrando el campeonato del mundo de contrata más pirata del año.

Si en un principio Cobra tomó la delantera con su aplicación del artículo 41, en la recta de meta, Elecnor ha dado un acelerón importante con la imposición de multas de miles de euros a varios de sus autónomos, recordemos, FALSOS AUTÓNOMOS.
Los motivos? acusan a un autónomo de no usar unas patas que se acoplan a las escaleras para acceder a una fachada y lo multan con 1200 euros.
No seremos nosotros quienes defendamos el no cumplimiento de la normativa en seguridad laboral, pero las auditorías deberían ser algo educativo y no represivo. Además, se nos ocurren varias consideraciones interesantes que hacerle a Elecnor.

La primera es que el compañero sancionado necesitaba otro compañero para trabajos a esa altura, ademas de estar anclado a punto fijo. Al ser autónomo, ¿ha de pagarlo él, el trabajo del compañero, o se lo pone la empresa?                       
                 
La empresa no le asignó ningún compañero a pesar de que en la orden especificaba claramente que había postes. Tampoco citó la empresa al delegado de prevención para ir a esa auditoría. Desde ese punto de vista, las responsabilidades están más bien de parte de Elecnor. Sorprende que le sanciones por el tema de las patas cuando la empresa incumple a sabiendas y de forma reiterada todo el resto de preceptos que son su obligación adoptar.

¿Tenemos también que recordar que significa pedir ayuda, todavía hoy? pues que te metan en la lista negra, que te joroben porque bajas la productividad... etc.

Está es la técnica usada por Elecnor, cuando no quiera a un autónomo, le buscará las cosquillas para que acabe dejando el sector.
Cabe recordar que Elecnor es la contrata con más accidentes graves de nuestro sector por mucho que saque músculo indicando la flota de camiones cesta de que dispone, esto es como tener un Ferrari y no sacarlo del garaje.

Es nuestra obligación denunciar estas continuas prácticas mafiosas más si cabe tras analizar el pacto de desconvocatoria de huelga donde claramente se indica que las penalizaciones económicas quedan suprimidas.

Exigimos la retirada de dicha sanción al compañero, y la adopción por parte de la empresa de sistemas de supervisión y apoyo permanente de carácter preventivo y formador, nunca represivo ni sancionador, comenzando por los cursos de PRL donde la normativa no especifica en ningún apartado que esas patas sean de obligado cumplimiento. Este hecho por sí solo ya debería dejar sin efecto la sanción.

Ofrecemos desde aquí toda la ayuda y asesoramiento al compañero para defenderse y denunciar tal sanción para que sea retirada.

SEVILLA: LAS EMPRESAS APROVECHAN EL VERANO PARA DESPEDIR Y APRETAR TUERCAS

[Reproducimos comunicado de CGT]

Deben pensar las patronales del sector de las Telecomunicaciones que la llegada del verano puede ser un buen momento para pasar al ajuste de las plantillas y para despedir a trabajador@s. 

En este verano, TRIDATEL, una de las subcontratas más importantes de Telefónica en Sevilla, está reduciendo su plantilla despidiendo a trabajadores, sin previo aviso, por el conocido método del despido disciplinario, acusándolos de faltas muy graves. 

Son varios los casos que hemos conocido y, “casualmente” se trata de trabajadores que tienen muchos años de antigüedad en la empresa, con experiencia larga en el sector, y que nunca tuvieron precedentes. 

Nada de esto importa. Si hasta ahora la excusa para el despido era la supuesta “bajada de la actividad” (que no se ha podido demostrar), ahora los pretextos son acusaciones de acciones denigrantes y “mala fe” por parte de los trabajadores. 

Hay una intención clara en estos despidos, que es “quitarse” a los trabajadores de mayor antigüedad y derechos y, además, evitar el pago de ninguna indemnización. De camino, se manda “aviso” a los restantes trabajadores de que “aquí soy yo quién mando!”, “ojito con exigir ningún derecho!”. 

Desde luego, esto no lo vamos a tolerar. Desde CGT del sector, conformando la Marea Azul en Sevilla, vamos a actuar con todas nuestras fuerzas para rechazar estos despidos, para frenar estas agresiones, para denunciar el comportamiento mafioso de patronales como ésta. 

Si algo ha quedado claro a lo largo de los años en el Sector de las Contratas y Subcontratas de Telecomunicaciones es que, si alguien debe ser acusado de “pirata”, de mentir, de explotar y abusar de los trabajadores, de incumplir una tras otra las disposiciones de los convenios y contratos laborales, esas han sido las empresas. 

Es hora de frenar esta situación! Es hora de poner a cada cual en su sitio. Trabajador, que no te líen. Primero despiden a unos, pero luego siguen con otros y nadie debe ser tan ingenuo de pensar que esto a él no le va a afectar. 

Trabajador, la unidad y la acción conjunta es nuestra arma de defensa frente a las agresiones y el abuso de las empresas. 

Que nadie lo dude, vamos a defender con uñas y dientes a todos los compañeros despedidos. 

Estamos preparados para desenterrar el hacha de guerra. No habremos sido nosotros quienes lo hemos buscado, ni seremos nosotros los únicos que vamos a estar intranquilos a partir de ahora. 
SEGUIREMOS INFORMANDO….






Nota de la Redacción: la política del blog es intentar limitar al máximo la aparición de siglas sindicales, desde el convencimiento que la acción unitaria y coordinada de todos los sindicatos y movimientos que conforman "la Marea Azul", es el mejor camino para luchar y unirnos. En este caso, se ha reducido a la mínima expresión la aparición de una sigla que, por otra parte, debía firmar públicamente su compromiso de lucha frente a esta agresión.

martes, 1 de agosto de 2017

COBRA impone medidas regresivas ante la pasividad de quienes firmaron el pacto de desconvocatoria de huelga


Como venimos denunciando desde noviembre pasado, el grupo COBRA inició en 2016 un proceso “de negociaciones” para lograr que los representantes de los trabajadores aceptasen lo que llaman de forma bochornosa un “acuerdo de mejoras”. Un acuerdo que empeora sustancialmente las condiciones de sus trabajadores y que permite a COBRA mofarse del pacto que CCOO y UGT firmaron con la patronal para desconvocar la huelga del 2015: exigencia de producción mínima, señalizaciones obligatorias, ni plus de transporte ni dietas, obligación de hacer horas extras no remuneradas, precio de las guardias por debajo de lo pactado, comienzo de la jornada laboral al llegar al domicilio del primer cliente... etc, una verdadera joya de acuerdo, claramente por debajo, ya no de los acuerdos de fin de huelga de 2015, sino de los convenios del Metal.

Ahora, tras la negativa de la patronal a bloquear, desde la mesa paritaria, la imposición del artículo 41 en Cobra Ciudad Real, la tibia respuesta de UGT ha sido publicar un comunicado de denuncia de la situación, al que CCOO ha tenido la desfachatez de no querer ni siquiera sumarse. UGT, que al principio bendijo también este acuerdo de empeoramiento, parece haber rectificado o estar en proceso de discusión sobre el mismo, cosa que no vemos ni por asomo en CCOO, empecinada en imponer a los delegados de su sindicato en los comités de empresa de Cobra la línea de la Federación. Es decir, las presiones no han venido solamente por parte de la empresa, sino que los liberados y las federaciones de CCOO han presionado también para que los sindicalistas críticos terminasen firmando, como en Barcelona, o para desacreditarlos, debido a que no piensan firmar, como en el caso de Huelva. Allí donde Cobra no ha conseguido imponer su texto mediante amenazas, lo está intentando la Federación del Metal de CCOO.

En definitiva, si CCOO y UGT pactaron en la paritaria unas condiciones laborales mínimas para que los trabajadores abandonásemos la huelga y volviéramos a generar beneficios millonarios a Telefónica y sus contratas, no es admisible que ahora esas mismas federaciones le “facilitan” a COBRA que negocie condiciones a la baja.

El “acuerdo” de COBRA está poniendo de manifiesto que sin movilización en los centros de trabajo, de poco van a servir los acuerdos de la paritaria. Hoy es COBRA, mañana serán otras contratas. Los acuerdos sirvieron para desconvocar la huelga, si no se cumplen, habrá que trabajar seriamente para volver a movilizar a todo el sector.